4 de noviembre de 2014

Dar sentido educativo a internet


En la relación educación e internet no basta -ni es posible- responder solo a la pregunta ¿cómo aprender en red? Aunque buena parte de la preocupación docente respecto a Internet sea encontrar “cómo hacer x con y” es decir, encontrar el uso didáctico de la tecnología, existen una serie de preguntas pedagógicas que permiten caracterizar mejor la visión educativa sobre internet. Con esta idea es que escribí un artículo “pedagogía red” publicado en Cuadernos dePedagogía, Nº 449, Octubre 2014 (Acceder aquí).

Aunque sobre la relación pedagogía e internet ya había elaborado algún boceto y, cómo no, existen mucho ángulos por desarrollar al respecto, la convicción que motivó el trabajo ha sido destacar que la preocupación educativa sobre internet no sólo debe generarse en torno a las respuestas que nos puedan dar las tecnologías, sino que es preciso hacernos preguntas. Estas preguntas, gracias a Silvina Carraud que las ha editado como Infografía, son las siguientes. 


Con esas preguntas podríamos empezar a pensar que internet es parte de una noción más amplia y, como gráfica El Roto en su viñeta del 28 septiembre de 2014, para avanzar no basta tener una buena herramienta, es preciso haber formulado preguntas para poder encontrar su sentido de uso.


30 de julio de 2014

Sobre la oportunidad abierta y cooperativa de aprender en red

http://www.anep.edu.uy/anep/phocadownload/Publicaciones/Plan_Ceibal/aprendizaje_abierto_anep_ceibal_2013.pdf

Este post llega con retraso. Ahora que se cierra el curso me animo a no dejar pasar este último día para presentar, por un lado, el libro Aprendizaje abierto y aprendizaje flexible. Más allá de formatos y espacios tradicionales, editado por la Administración Nacional de Educación Pública de Uruguay y el Plan CEIBAL y, por otra parte, presentar algunas ideas del capítulo que escribí para esta publicación “La oportunidad abierta y cooperativa de aprender en red”. 


1. El libro contiene trece capítulos y busca, visto el desarrollo tecnológico en la educación, recuperar el debate pedagógico. Como tal, el libro ofrece distintos puntos de vista sobre diversos enfoques y experiencias pero mantiene una constante: ofrecer un punto de reflexión que estimule la construcción de la teoría, el desarrollo de la práctica y la visualización de líneas investigación comprometidas con una visión educativa. No se trata de presentar tecnología, sino pensar lo educativo con la tecnología sabiendo que el ideal educativo, como se señala en el prólogo, es “democratizar el conocimiento y contribuir a lograr una verdadera sociedad de aprendizajes”.

Por ello, el contenido del libro se organiza en 4 ejes: “Comunidades constructoras de contenidos, nuevos y viejos enfoques educativos para tecnologías  emergentes, medios interactivos y aportes de la tecnología a los procesos de evaluación” y se desarrollan en los siguientes 13 capítulos:
Capítulo 1: Escuelas nodo, aprendizaje distribuido y trabajo colaborativo del profesorado. Joaquín Gairín Sallán y David Rodríguez-Gómez.
Capítulo 2: Comunidades de aprendizaje. Entre la innovación, el conocimiento y las tecnologías. José Miguel García, Dánisa Garderes, Fabián Martínez y Mª del Lourdes Quinteros.
Capítulo 3: La oportunidad abierta y cooperativa de aprender en red.Cristóbal Suárez Guerrero.
Capítulo 4: Aprendizaje colaborativo, dispositivos híbridos y pedagogía. Hugo Nervi Haltenhoff.
Capítulo 5: Los entornos virtuales de aprendizaje y los MOOC. ¿Innovación o moda retro? Nancy Peré.
Capítulo 6: Interacción mundo físico-mundo digital. Ambientes para su aprendizaje. Andrea Cabot Echevarría y Adriana Durquet.
Capítulo 7: Dispositivos tecnopedagógicos en línea. Medios interactivos para aprender. Gisela Schwartzman, Fabio Tarasow y Mónica Trech
Capítulo 8: Videoconferencia y espacios virtuales. Una mirada pedagógica desde la experiencia del Plan CEIBAL. Martina Bailón y Mariana Montald.
Capítulo 9: “CEIBAL en Inglés”. Enseñanza de inglés por videoconferencia en Educación Primaria. Claudia A. Brovetto.
Capítulo 10: Ser parte de una caja de oportunidades. La televisión interactiva. Martín Papich
Capítulo 11: La evaluación en la educación de la Sociedad del Conocimiento. Miguel Zapata-Ros.
Capítulo 12: La evaluación de los aprendizajes en línea en clave de innovación. Andrés Peri Hada y Nicolás Alonso.
Capítulo 13: Fichas de proyectos de aprendizajes y tecnologías en el contexto uruguayo.
2. Ahora bien, con el sesgo que supone esto, me animo a recuperar algunas ideas del capítulo que toco redactar:
Suárez, Cristóbal (2013). "La oportunidad abierta y cooperativa de aprender en red", en García, José Miguel y Rabajoli, Graciela (comps). Aprendizaje abierto y aprendizaje flexible. Más allá de formatos y espacios tradicionales. Uruguay: Administración Nacional de Educación Pública - CEIBAL.
La idea es invitar a profesores y distintos especialistas en el desarrollo educativo con tecnología a debatir sobre algunos puntos. Aquí algunos extractos:

“… usar internet en el aula, como aula o como complemento de la misma, no consiste en añadir un nuevo mobiliario educativo, consiste en desplegar un conjunto de acciones educativas en un entorno social, cultural y tecnológicamente enriquecidos”.

“Por tanto, y más allá de la anécdota instrumental que significa usar tal o cual herramienta web –Twitter, Facebook o YouTube–, hablar del aprendizaje en internet implica hablar del aprendizaje alojado en un entorno educativo organizado en red”.

“Cuando aprendemos no lo hacemos como abstracciones sumidas en un vacío. El aprendizaje ocurre siempre bajo condiciones sociales y culturales –por ejemplo, el aula de una escuela– que dan cabida al sujeto y al conjunto de interacciones que condicionan su aprendizaje... En internet, el entorno sociocultural donde se aloja el aprendizaje es un entorno en red”.

“No basta con pensar en las herramientas, hace falta pensar en un entorno en red, y con ello en la conectividad, para detectar las oportunidades educativas en internet”.

“¿Cómo encarar el reto educativo que abre internet? Aquí, de entre muchas opciones, formulamos algunas ideas:
Primero, asumir de una vez por todas, que internet no es un elemento neutro en la educación, ya que al abrir el acceso a la información y a la coordinación humana bajo unas características tecnológicas específicas, configura un entorno educativo particular de aprendizaje.
Segundo, de forma consciente o no, internet ya es parte de los modos de representación del aprendizaje así como de los modelos pedagógicos con los que se piensan la educación, fuera y dentro de la escuela.
Tercero, la ventaja educativa que se pueda encontrar en internet no llegará únicamente como innovación tecnológica, será preciso pensar educativamente la tecnología”.

“El aporte de internet a la educación consiste en la reconfiguración de dos nuevas condiciones de aprendizaje. Por un lado, la reconfiguración de las condiciones sociales en red y, por otro, de las condiciones culturales abiertas. Ambas condiciones permiten hablar de la oportunidad abierta y cooperativa del aprendizaje en red: internet entraña tanto la oportunidad del aprendizaje abierto a partir de los ingentes recursos culturales de acceso global, como del aprendizaje cooperativo a partir de distintos flujos de comunicación que permiten la coordinación entre alumnos... Estos temas forman parte de la nueva cultura digital de la escuela y de la educación”.

“La escuela es una variante –organizada, secuencial o normativa– de la experiencia de aprender. Pero en la actualidad, tanto las experiencias informales como no formales no son solo caminos secundarios de aprendizaje, sino que en algunos casos pueden ser fundamentales para la formación personal. Pero ¿por qué se afianza con mayor fuerza la idea de aprender más allá de la educación formal?”.

“Ya que los entornos en red ofrecen la posibilidad digital de registrar, almacenar, buscar, procesar, trasmitir, crear, valorar, compartir o recuperar contenidos de una forma deslocalizada y en red, las líneas que separaban la educación formal, no formal e informal se solapan progresivamente”.

“Buena parte de las visiones sobre el aprendizaje abierto en la escuela supone pensar el currículo educativo como punto de inicio y retorno del aprendizaje. Por tanto, para tomar ventaja cultural de la red en el aprendizaje abierto, la escuela puede flexibilizar el carácter estructurado de sus actividades ampliando las oportunidades de aprendizaje a través de Recursos Educativos Abiertos (REA), Open Educational Resources (OER), básicos para hablar de contenidos educativos en red y, con ello, de la oportunidad de aprendizaje abierto”.

“Un OER entraña tanto una oportunidad de aprendizaje como una oportunidad de enriquecimiento de la cultura. Para poder aprender de forma abierta no basta con entrar a internet, hace falta ser selectivo con el material. Por tanto, para que el aprendizaje abierto sea una oportunidad hace falta acercarse a los mejores contenidos de aprendizaje que, en mayor o menor medida, se cifran en los OER”.

“Sin embargo, la idea no es llenar la experiencia de aprendizaje de múltiples Recursos Digitales Abiertos (REA). El centro del aprendizaje abierto no es la tecnología, sino pensar en cómo cobra significado para el aprendizaje de los estudiantes. Por tanto, la tarea docente de cara al aprendizaje abierto también consiste en redescubrir el valor de lo extracurricular, de lo no directivo y de la cultura de la colaboración en red para pensar en otras oportunidades de aprendizaje”.

“La oportunidad del aprendizaje abierto, de ir más allá de la educación formal, es necesaria y consustancial a un entorno educativo en red. Pero en este proceso, ¿basta con ir solo? En un escenario cultural en red, como el que describe internet, además de la exuberante información y de los REA, existe una condición de aprendizaje complementaria con el aprendizaje abierto: se puede interactuar, coordinar, pensar o fluir con otros en distintas direcciones, con distintos lenguajes y, técnicamente, de todos a  todos”.

“De la misma forma en que los datos y la información distribuidos en internet no bastan para el aprendizaje, la sola capacidad de interactuar en red no es suficiente para aprender. Para aprovechar el desarrollo social que se experimenta en internet es preciso dar un salto cualitativo en la forma de representar la interacción educativa. Este salto nos debe permitir ver en la interacción social, global, abierta y en red, oportunidades de coordinación grupal que sean interdependientes y significativas para la experiencia de aprendizaje. Se trata de pasar del ruido de la multitud en red a la música de la coordinación humana en grupos”.

“Pues bien, el aprendizaje cooperativo y el aprendizaje abierto no son excluyentes entre sí, son más bien parte de un mismo proceso que se complementan en red”.

“Por tanto, si lo que se busca es mejorar las condiciones sociales de aprendizaje en red a través del aprendizaje cooperativo, es preciso que los docentes asumamos por lo menos dos tareas iniciales en este proceso. Por un lado, formar parte activa de los flujos de comunicación y de la dinámica de creación colectiva en internet para entenderlas desde adentro y, por otro, comprender que la unidad de acción educativa para pensar la cooperación en red no es el estudiante, menos la tecnología, sino la noción de equipo de aprendizaje en red”.

“La “autocomunicación de masas” basada en la bidireccionalidad colectiva y creativa en red es un rasgo que hace idónea la idea de la cooperación en el aprendizaje abierto”.

“… el modelo con que actuamos y pensamos internet hoy en día es marcadamente social, pero no por ello es cooperativo”.

“Sobre estos “modos de hacer, pensar y sentir” en red es donde se instalan la cooperación y el aprendizaje cooperativo en internet. Pero no se trata de descubrir la cooperación a costa de internet, cosa inaudita sabiendo que la cooperación es una forma ancestral, básica y estratégica de desarrollo humano y que no es patrimonio del artefacto. Se trata más bien de pensar que las características de un entorno en red abren opciones organizativas y comunicacionales para repensar el papel de la cooperación y el poder de los equipos de aprendizaje como parte de la cultura educativa”.

“Pensar en la interacción social en red desde la Zona de Desarrollo Próximo (ZDP) añade ese plus pedagógico que permite ver en la interacción la posibilidad de coordinación recíproca”.

“Para entender la cooperación como motor de aprendizaje hace falta entender la acción del equipo cooperativo”.


11 de julio de 2014

Mirada pedagógica sobre internet



fuente

A inicio de 2012 el Centro Internacional de Tecnologías Avanzadas (CITA), de la Fundación Germán Sánchez Ruipérez me invitó a escribir a cuatro manos. Esto es, formar parte de los autores en el blog Cuatro Lápices en el que me encargaría de esbozar una mirada pedagógica sobre internet. Menudo compromiso.

En cada post he tenido la libertad de plantear mis puntos de vista sobre algunos tópicos de esta emergente pedagogía de y con Internet. Para mí ha sido una experiencia abierta y enriquecedora de integración de muchas ideas, enfoques y experiencias que entre 2012 y 2013 he ido descubriendo en red.

Gracias al CITA por darme la oportunidad de repensar y gracias a todos los autores que nombro en cada post por brindarme la materia prima estas reflexiones.

A continuación, y a modo de invitación al debate, recupero todas las entradas que he publicado en cuatro lápices entre febrero de 2012 a febrero de 2014. En el listado se incluye el título del post, el primer párrafo de cada uno y un enlace para seguir leyendo. 

2013-2014

Entorno y comunicación en red. Lectura pedagógica #esenredUV (7 de Febrero 2014)
Desde el 20 de enero y hasta el 14 de abril de 2014, se viene desarrollando una serie de conferencias bajo el título: «La educaciónsuperior en red». Se trata de un curso abierto en red propuesto por el Servei de FormacióPermanent i Innovació Educativa de la Universitat de Valènciaseguir leyendo.

Buscando la pedagogía de internet (23 de Diciembre 2013)
La tarea central de la búsqueda del sentido pedagógico de Internet no consiste únicamente en encontrar nuevas herramientaspara educar, esto reduciría la reflexión pedagógica a la búsqueda de respuestas a «¿con qué aprender?». El sentido de la reflexión pedagógica va detrás de qué función educativa se puede –y debe- añadir al sistema tecnológico creado por internet, no sólo al revés. La pedagogía, en buena cuenta, es un saber que puede permitirnos seguir manteniendo el asombro por lo educativo en internet… seguir leyendo. 

Perspectivas educativas con tecnología (28 de Noviembre 2013)
Para quienes estamos en el ámbito de la formación virtual y la educación no es una novedad hablar de los «Informes Horizon», New Media Consortium. El carácter prospectivo de estos trabajos es producto del desarrollo de una metodología cualitativa, sustentada en una adaptación del método Delphi, que tiene por objetivo identificar las tecnologías emergentes y los retos críticos que las instituciones educativas pueden tener en cuenta en un corto, mediano y largo plazo. Pero, ¿para qué puede servir una mirada prospectiva sobre la realidad educativa con tecnología?... seguir leyendo. 

Ojo avizor: competencia digital (8 de Octubre 2013)
Cuando algo no se reconoce a nivel conceptual es muy difícil dar cuenta de su existencia en los hechos.  Esto pasa con muchas cosas. ¿Alguien sabe definir qué es un gamusino?, ¿estamos de acuerdo sobre cómo es un cronopio? Si las respuestas son negativas o muy erráticas, seguro –incluso ahora mismo-, teniéndolos frente a nosotros no podríamos reconocerlos. Pues bien, los conceptos sirven para aprehender o representar los hechos. Cuando los conceptos –ese universo simbólico que media la relación entre sujeto y objeto- no son del todo claros o cuando no podemos «determinar los atributos peculiares de alguien o de algo, de modo que claramente se distinga de los demás» –caracterizar según la RAE- es complicado observarlos… seguir leyendo.

C-O-N-E-X-I-ÓN (13 de Septiembre 2013)
La palabra conexión es muy importante para la acción educativa. No obstante, esta palabra tiene, según la RAE, por lo menos cuatro sentidos: «1. f. Enlace, atadura, trabazón, concatenación de una cosa con otra. 2. f. Acción y efecto de conectar. 3. f. Tecnol. Punto donde se realiza el enlace entre aparatos o sistemas. 4. f. pl. Amistades, mancomunidad de ideas o de intereses». Si bien es cierto que, gracias a internet, la palabra conexión en la práctica educativa ha permitido ampliar el sentido tecnológico del término, como conexión online, global, abierta, masiva, etc., la conexión que bien vale recuperar en la educación, incluso con la propia tecnología, es la conexión entres personas… seguir leyendo. 

¿Cómo serías capaz de perder el tiempo con tus alumnos? (14 de Junio 2013)
Normalmente, este espacio está dedicado a la reflexión pedagógica sobre la virtualidad. Sin embargo,  este sesgo no me exime de perder de vista la educación desde sus distintas percepciones, implicaciones y dimensiones. Es más, creo que tratar lo tecnológico obliga a entender distintas disciplinas, desarrollos e ideas sobre lo educativo, lo sustancial. La posibilidad de entender lo tecnológico separado del entramado social y cultural donde se emplea es simplemente inexistente. Por ello, aquí me centraré en una idea que me ha cautivado y que está antes –o detrás- de cualquier desarrollo educativo con, o sin, TIC… seguir leyendo. 

Currículo, internet y un vaso de agua (25 de Marzo de 2013) 
“Obtener información de internet es como intentar servir un vaso de agua con las cataratas del Niágara” (Arthur C. Clarke) puede ser una figura elocuente para estimar, desde el punto de vista del estudiante, la magnitud de la tarea de aprendizaje que se basa en la siguiente recomendación docente: «Búscalo en internet»… seguir leyendo. 

Los PLE como metáfora del aprendizaje en red (15 de Febrero 2013)
Un PLE (Personal Learning Environments) es una metáfora educativa que nos lleva a capturar la complejidad que supone aprender con la energía social que brinda actuar en red. Podemos conjugar el verbo aprender con este comPLEmento que, según la definición estándar de un PLE, supone implicarse en entorno de recursos, herramientas, actividades y personas organizadas en red que actúan como condiciones de aprendizaje. Por ello, un PLE no es una cuestión de posesión de herramientas, sino de acción… seguir leyendo. 

Brotes de aprendizaje colaborativo en red (8 de Enero 2013)
Internet- qué duda cabe- no inventa la colaboración, pero –ojo- nos puede ayudar a tomar ventaja de ella en el momento de pensar la escuela y el aprendizaje. Con cada caso, práctica o actividad educativa que se desarrolla en internet de forma colaborativa se pone en evidencia algo más que el uso de herramientas 2.0 o servicios de redes sociales. Con la práctica del aprendizaje colaborativo en red se valida –y esta es la idea fuerte aquí- una forma de interacción entre estudiantes como opción educativa. Es decir, en un entorno de acción social en red, como es internet, la posibilidad de representar la relación entre estudiantes colaborando es una opción educativa plausible… seguir leyendo. 

2012 

DesenREDándonos en equipo (13 de Diciembre 2012)
Para que un escenario social de interacción global y participativa, como es internet, sea una oportunidad de aprendizaje hace falta pensar, fluir y vibrar colaborativamente. Pero, como la colaboración no es una extensión mecánica de internet, sino más bien una forma de concebir los flujos de comunicación en un entorno propicio para ello, aprender en red implica colaborar en equipo. Veamos esta idea desde la comunicación en red y desde la pedagogía para la red… seguir leyendo. 

Herramientas de representación (19 de Noviembre 2012)
En el campo de la educación y la tecnología, es común distinguir rankings tecnológicos que pueden tener títulos como: «Las 10 herramientas online para revolucionar el aprendizaje»; «Las tecnologías imprescindibles para cambiar el aula»; «Las mejores herramientas en línea para profesores»; «Las tecnologías educativas del año… o del próximo año» o, más concretas, «Los web apps más importantes en educación» o «Las 10 webs de vídeos educativos más potentes», por citar ejemplos… seguir leyendo. 

El lenguaje de las gentes en internet (11 de Octubre 2012)
Un diccionario nunca está acabado, siempre recogerá la perpetua dinámica social de una lengua. En ese fluir, hace pocos días la Real Academia Española (RAE) y las veintiuna Academias han dado a conocer parte de su trabajo, de cara a la 23ª edición en formato de libro de 2014, añadiendo 1.697 modificaciones en su página web… seguir leyendo. 

Hipótesis sociotecnológicas en Iberoamérica (4 de Septiembre 2012)
“La utopía está en el horizonte. Camino dos pasos, ella se aleja dos pasos y el horizonte se corre diez pasos más allá. ¿Entonces para qué sirve la utopía? Para eso, sirve para caminar”, recuperaba Galeano en un libro que leí y disfrute hace mucho. La carga prospectiva que añade la utopía sobre el quehacer educativo es una actividad de la que sociedad no puede sustraerse, ni debe distraerse. Por ello, ir detrás de una finalidad comprometida con el ser humano es lo propio de la educación como acción social. Pues bien, ya que ninguna acción tecnológica deja de ser acción social, el uso educativo de la tecnología merece también una atención también prospectiva. Sobre esto quiero hablar usando el ejemplo de una investigación… seguir leyendo. 

La soportable levadad del tweet (29 de Junio 2012)
Desde Heráclito de Éfeso hasta L. Wittgenstein, por citar dos extremos temporales en Occidente, hemos podido comprobar –y disfrutar- cómo la brevedad podía alojar mensajes contundentes, complejos y sustanciosos. Al mismo tiempo, gracias a la expresión breve, se han podido comunicar principios de orden vital, moral o ejemplar que dejan su estela en la vida, como es el caso del aforismo que, a decir de Cristóbal Serra en Efigies (2002. Tusquets), “es la poesía que de líquida pasó a sólida”.  Pero, además de contener conceptos y misterios monolíticos, la brevedad también forma parte de la sabiduría denominada popular que, exactamente, no es tan popular porque, si muchos siguiésemos estas preciosas y precisas redondas sentencias, muchas cosas no ocurrirían o muchas, por lo menos, se pensarían dos veces. En fin, la brevedad no es un género pequeño y tiene su encanto, tanto así que difícilmente podemos prescindir de su uso... seguir leyendo. 

Dilemas pedagógicos en tiempos de internet (23 de Mayo 2012)
Para entender las múltiples y complejas relaciones, dependencias y tensiones entre la educación, la sociedad, la cultura… y ahora internet podemos echar mano de un saber llamado pedagógico. No se trata –aunque sí la implica- de un tema didáctico únicamente. Hoy, la pedagogía, además de sus temas clásicos, sus distintos enfoques y sus disciplinas, también contempla como objeto de análisis la dinámica virtual y su relación con el aprendizaje… seguir leyendo. 

Más allá de la anécdota del Facebook (20 de Abril 2012)
Ver el cambio que está generando internet en la escuela desde una mirada histórica nos puede ofrecer un mejor ángulo de interpretación del impacto social y cultural. Por aquí va la particular intervención del arqueólogo Genís Roca, “La sociedad digital”, en TEDxGalicia. Destaco arqueólogo porque se encarga de estudiar la larga relación entre hombres y herramientas. Por cierto, una relación nada baladí. Desde esta percepción instrumental del valor de las herramientas en la sociedad, nombres propios como Facebook palidecen y dejan de ser significativas para ver el trasfondo funcional que añade educar aupado por las nuevas herramientas… seguir leyendo. 

Aprender e investigar sobre internet (20 de Marzo 2012)
"Al otro lado de las TIC” es un proyecto educativo desarrollado en Zaragoza entre 2010 y 2011 que nos deja dos buenas lecciones pedagógicas: por un lado, dar evidencia que se puede aprender “sobre” internet y, por otro, que se puede elaborar –y tener en cuenta- una visión del uso educativo de internet más allá de las miradas “especialistas”… seguir leyendo. 

10 ideas para pensar y aprender en abierto (24 de Febrero 2012)
El aprendizaje abierto –Open Learning- ni es un concepto inédito en la práctica y la teoría educativa ni es un término antojadizo, producto del más reciente plan de marketing educativo. Sustancialmente, es un concepto que busca concentrar una serie de cambios culturales que las instituciones educativas –formales y no formales- deben entender para replantear sus finalidades y metodologías en torno a un conjunto de exigencias sociales y, sobre la base de otras condiciones tecnológicas, para acceder y aprender de manera global, flexible, expandida, permanente y colaborativa. El aprendizaje abierto está en la matriz de los cambios que implica pensar, sentir y actuar en la Sociedad Red. No se trata sólo de tecnología… seguir leyendo.